Cómo hacer un tatuaje con Adobe Photoshop

En este artículo voy a enseñar los pasos que hay que dar para recrear un tatuaje realista con Adobe Photoshop. Esta técnica, los mapas de desplazamiento, sirve también para poner logotipos en la ropa, aunque esté llenas de arrugas, o en cualquier parte que tenga muchas texturas.

De nuevo volvemos al mundo de los trucos sucios con este pequeño curso para poner un falso tatuaje con Photoshop. Es algo que no entiendo que se haga salvo si tienes una tienda de tattos y el cliente quiere saber cómo le quedará. O a lo mejor te apetece ponerte uno y quieres ver el resultado antes de lanzarte con esas agujas llenas de color y dolor. También sirve para colocar ilustraciones en cualquier lugar que imaginemos.

Sin tatuaje
Sin tatuaje

El método que vamos a ver aquí es relativamente sencillo y no tiene muchos pasos. Veamos cómo se hace:

Tatuaje
Brazo tatuado con mi logo

 

1. Buscamos dos fotografías que se complementen perfectamente. En primer lugar una imagen de una espalda, un brazo o cualquier zona que queramos tatuar. En segundo lugar el tatuaje en sí, que como tal, tiene que ser un dibujo sencillo. Y si tiene el fondo blanco, mejor que mejor. Como muchos no recordareis cómo hacer el fondo blanco transparente, aquí os digo cómo hacerlo:

Para crear una imagen del tatuaje con fondo transparente, creamos un documento nuevo (Archivo>Nuevo) y en Contenido de fondo elegimos Transparente. Ahora seleccionamos el logo en Selección>Gama de colores, y creamos una máscara de capa en icono correspondiente del panel de Capas. Entonces la llevamos al documento nuevo con la herramienta Mover. Guardaremos como PNG.

2. A continuación, llevamos el futuro tatuaje a la fotografía donde lo queremos colocar con la ayuda de la herramienta Mover. Ahora mismo no nos importa el tamaño ni la orientación. Sólo queremos tener en un archivo las dos capas.

3. Con la herramienta Mover activa, desplazamos el tatuaje a la zona exacta donde lo queremos colocar, y modificamos su orientación. Sólo hay que alejar el puntero de cualquiera de las esquinas y se transformará en una doble fecha que nos permitirá hacer este cambio.

4. Pinchamos en una de las cuatro esquinas y junto con la tecla Mayus ajustamos su tamaño sin perder su proporción. Damos Ok. Ahora mismo parece que hemos pegado algo artificialmente a la piel. En ningún caso parece un tatuaje. Aquí es donde se quedan muchos tutoriales que podemos encontrar por la red, pero vamos a conseguir un efecto más realista.

5. Y todo gracias al mapa de desplazamiento, que sirve para adaptar un motivo a una superficie irregular, y que podemos hacer fácilmente con Adobe Photoshop:

5.1. Duplicamos la fotografía en Imagen>Duplicar. Eliminamos todas las capas salvo la de la superficie en la que se va a colocar el tatuaje.

5.2. Pasamos la imagen a blanco y negro, o escala de grises, de tal forma que se noten al máximo las texturas, las sombras y las luces del brazo, en este caso. Podemos trabajar con Canales y aumentar el contraste al máximo en Imagen>Ajustes>Niveles. En el ejemplo he activado el canal Azul y luego, con Niveles, he ajustado los deslizadores de los extremos del histograma para conseguir un contraste extremo en el que se noten todos los pliegues. Esta imagen la guardamos a 8 bits, en Escala de grises y en formato PSD. Si nos olvidamos de cualquiera de los tres requerimientos, no podremos hacer nada.

5.3. Ahora viene lo divertido. Volvemos a la imagen original de las dos capas, activamos la capa del tatuaje y vamos a Filtro>Distorsionar>Desplazar. En la ventana que se abrirá ponemos un valor entre 1 y 10, que depende del tamaño de las imágenes. Ambos, horizontal y vertical, tienen que ser idénticos. Damos a Ok.

5.4. Enseguida se abrirá una ventana Elija un mapa de desplazamiento. Buscamos el archivo que hemos creado en el punto anterior, lo seleccionamos y damos a Abrir. En unos momentos tendremos un tatuaje todavía más realista. Lo que hemos conseguido es que el tatuaje se adapte a los pliegues y las sombras de la piel. Pero queda un paso.

6. El último paso que tenemos que dar es cambiar el Modo de fusión de las capas a Superponer. La integración es perfecta, y podemos dar por terminado nuestro trabajo.

Parece complicado, pero de nuevo es más fácil hacerlo que decirlo. Con esta técnica podemos ilustrar cualquier superficie de manera realista. Pero de nuevo pienso que lo importante es tener el tatuaje de verdad, o la camiseta con la ilustración adecuada en el momento del disparo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.