Cómo arreglar fotografías subexpuestas y sobreexpuestas

Este es un artículo para los que se inician en este mundo y quieran solucionar los problemas de sus fotografías subexpuestas y sobreexpuestas. Son técnicas muy sencillas y rápidas que logran grandes resultados. Aunque lo mejor es hacerlo bien en el momento del disparo.

Cuántas veces hemos vuelto a casa, encendido el ordenador para descargar los archivos y nos hemos encontrado con fotografías subexpuestas, oscuras, con falta de luz, tristes al fin y al cabo. O todo lo contrario, sin casi negros, con zonas quemadas. Todo por culpa de no exponer correctamente en el momento del disparo. No podeis olvidar que es un artículo para los que empiezan en este mundo, pero seguro que servirá de repaso para muchos.

Sin ajustes

Sin ajustes

Una fotografía subexpuesta es aquella que no tiene blancos. Aparte de identificarla visualmente, podemos confirmarlo si vemos su histograma. Si la información no llega hasta la derecha, al nivel 255 que marca el blanco absoluto, estamos ante una imagen oscura. Así de sencillo. Esto si valoramos una imagen en su conjunto. Porque también podemos querer aclarar zonas oscuras de una fotografía, pero eso es otra historia.

Y una fotografía sobreexpuesta es la que carece de negros y tiene la información concentrada en el lado derecho del histograma. Si el nivel 0 tiene ninguna información, estaremos ante una imagen clara en exceso.

Y para no llevar a desengaños tengo que decir que hay subexposiciones y sobreexposiciones que no podremos recuperar jamás. Es imposible recuperar información relevante de textura en los negros y en los blancos más profundos de archivos jpeg mal expuestos. En las sombras se almacenan menos información que las altas luces y en este tipo de archivos enseguida se pierden. Si lo consiguiéramos, el ruido haría acto de presencia en su mayor expresión. Y si los tres canales están reventados es imposible recuperar esa información.

Con Adobe Camera RAW

Este plugin de Photoshop, idéntico al módulo Revelar de Lightroom tiene todas las soluciones a nuestros problemas de exposición, y prácticamente sin esfuerzo. Desde la versión CS3 puede trabajar también con archivos jpeg.

Adobe Camera RAW

Adobe Camera RAW

Para recuperar las luces quemadas tenemos dos deslizadores, Altas luces y Blancos, además del clásico Exposición. Para solucionar este problema tendremos que dar siempre valores negativos:

  • Altas luces: recupera las zonas de luz que están demasiado brillantes y las acerca a los valores de gris. Antes se llamaba Iluminaciones, pero gracias a Hugo Rodríguez al parecer, lo tradujeron de una forma más lógica.
  • Blancos: corrige los valores más altos del tramo tonal del mismo nombre, por usar la misma expresión que Hugo.

Para salvar unas sombras subexpuestas existen también dos deslizadores para los dos tramos de la zona oscura:

  • Sombras: ayuda, de manera sutil, a recuperar las zonas oscuras de una fotografía, sin afectar en gran medida a los negros más profundos. Su efecto es muy parecido a la luz de relleno de un flash.
  • Negros: levanta los negros cercanos a 0 y desplaza todo el conjunto hacia la zona de los grises.

En la mayoría de los casos basta con saber usar estos deslizadores y leer correctamente el histograma. Con un poco de experiencia solucionaremos todos los problemas de una fotografía con este plugin, siempre y cuando no sean casos extremos, y tengan suficiente información los archivos.

A través de los modos de fusión

Este es uno de los métodos más sencillos y más rápidos que tenemos en Adobe Photoshop para aclarar u oscurecer una imagen, y además pareceremos grandes entendidos de la materia. Y si hay alguien por ahí que le guste aparentar será su técnica favorita, lo malo será como le toque lidiar con un experto de verdad. Fuera bromas, es el primer método que aprendí gracias a un libro de Scott Kelby.

Modos de fusión

Modos de fusión

Es un mundo que conviene conocer en profundidad, algo que daría para varios artículos, pero para este vamos a ver cómo funcionan Trama y Multiplicar. El primero solucionará nuestros problemas de subexposición y el segundo los de sobreexposición.

Es un método tan efectivo, que con ayuda de las máscaras de capa podemos solucionar ambos problemas en una misma fotografía en muy poco tiempo con la ayuda de la herramienta Pincel. Además tenemos la ventaja de poder crear tantas capas como creamos necesarias para conseguir el efecto deseado.

  1. Duplico la capa Fondo (ctrl+J) y le añado una máscara de capa (Capa>Máscara de capa>Descubrir todas).
  2. En la paleta Capas, en Modos de fusión, selecciono Trama para aclarar y Multiplicar para oscurecer.
  3. Borro, con la herramienta Pincel (B) en negro, todas las zonas de la fotografía que no quiero que se vean afectadas por el modo de fusión. El pincel debe tener el tamaño necesario y la Dureza en 0%, es decir, muy difuminada.
  4. Si creo que con una capa no es suficiente, puedo duplicar la capa con su máscara tantas veces como lo crea necesario. Lo hará siempre con el último modo de fusión seleccionado. Incluso puedo bajar la Opacidad de la última capa para conseguir un aspecto más ajustado.

Con Niveles

Este método es un poco más avanzado y lógico, pues trabaja con máscaras de capa. Así podemos seleccionar lo que queremos aclarar u oscurecer con más precisión. Pero de momento vamos a aclarar toda la fotografía.

Con niveles

Con niveles

  1. Vamos a Capa>Nueva capa de ajuste>Niveles.
  2. Nos fijamos en el histograma y movemos los deslizadores de un extremo u otro hasta conseguir superar la sub o sobreexposición que queremos corregir.
  3. Con este sencillo movimiento lo único que le decimos al programa es que el blanco o el negro no lo queremos en el nivel que está, sino que lo queremos estirar al nivel 255 o al 0.
  4. Si mantenemos apretada la tecla ALT mientras movemos los deslizadores podremos ver el nivel de umbral y descubrir el punto exacto en el que perdemos datos por falta o exceso de luz.
  5. Si queremos más control y precisión podemos intentarlo con una capa de ajuste de Curvas. Además tenemos ajustes preestablecidos en la paleta Propiedades que nos facilitan la labor. En concreto podemos seleccionar Más claro o Más oscuro. Este sistema ofrece mejores resultados que usar Niveles cuando queremos corregir una sobreexposición.

Con Curvas

Con las curvas todo es un poco más complejo. Para evitar problemas, os recomiendo leer los artículos que tengo sobre el mundo de las curvas, pero es uno de los métodos más eficaces para aclarar y oscurecer lo que sea necesario en una fotografía.

Con curvas

Con curvas

  1. En la paleta Ajustes selecciono una capa de ajuste de Curvas.
  2. La idea es aclarar sombras y oscurecer el fondo. Para simplificar (mucho) las sombras están en la parte inferior y las luces en la superior. Sitúo un punto en la parte central para poder trabajar de forma independiente en ambas zonas. Y voy generando curvas hasta conseguir el efecto que quiero.
  3. Si no tengo claras dónde están las zonas que quiero, lo más cómodo es trabajar con la herramienta, de nombre largo e incierto, Haga clic y arrastre en la imagen para modificar la curva. Con pulsarla puedes identificar en qué lugar de la curva está esa sombra o esa luz y efectivamente arrastrar para aclarar u oscurecer.

Con Sombras/Iluminaciones

Esta es una posibilidad que sólo tenemos en las últimas versiones de Adobe Photoshop. Y aunque muchos somos reticentes a utilizarla por ser altamente destructivo, es una opción interesante.

Eso sí, lo podemos usar como filtro inteligente en  Filtro>Convertir para objeto inteligente y trabajar con Sombras /iluminaciones como si fuera un filtro, con capa de ajuste y todo, con lo que las opciones se multiplican.

Con Sombras/Iluminaciones

Con Sombras/Iluminaciones

Al principio tenemos sólo un valor para cada uno: Cantidad. Sirve para indicar cuánto quieres corregir el problema en cuestión. Pero esta única opción es muy limitada y con resultados pobres. Y si le metemos valores superiores al 50% le faltará mucho contraste a la foto y perderá naturalidad. Por eso hay que marcar la casilla Mostrar más opciones para tener acceso a otros parámetros, idénticos para Sombras e Iluminaciones:

  1. Cantidad sirve para indicar cuánto quieres corregir el problema en cuestión. Pero esta única opción es muy limitada y con resultados pobres. Y si le metemos valores superiores al 50% le faltará mucho contraste a la foto y perderá naturalidad.
  2. Tono regula qué tonos de las sombras o las luces se verán afectados por la corrección.
  3. Radio controla la distancia entre los píxeles y servirá para aumentar la acutancia de la zona.

Desde luego lo mejor para evitar estas correcciones es exponer bien. Tan sencillo y tan complicado a la vez. Y desde luego revelaría la fotografía en Adobe Camera RAW para evitar este paso en Adobe Photoshop. Sin embargo, creo que es importante conocer más métodos para saber salir de cualquier problema en todas las situaciones.

Deja un comentario